EL Águila Del Imperio, de Simon Scarrow


La vida en las legiones romanas debió ser parecida a la de un infante de marina de los EE.UU. o al menos esa es la idea del día a día del soldado imperial romano que nos transmite el escritor Simon Scarrow. Contándonos las aventuras de un joven legionario, Quinto Licinio Cato, y su ascenso en la cadena de mando de la legión, la saga creada por Scarrow nos sumerge en una época no tan distante, y que supuso el nacimiento de la civilización occidental. El comienzo de la acción se sitúa a mitad del siglo I d.C. en el comienzo del reinado del emperador Claudio, durante la invasión de Britania. Es en esta campaña donde el legionario Cato mostrará su valía para la guerra y la fortaleza de su espíritu combativo, amén de unas extraordinarias cualidades intelectuales para la administración marcial.

Escritas con un gran sentido cinematográfico, especialmente en los capítulos de más acción, las novelas se dejan leer con gran facilidad, buscando más el entretenimiento del lector que su deleite por la buena literatura, lo cual no quiere decir que sea malo, simplemente debemos tener claro que lo que estamos leyendo no es una novela histórica ni un ensayo dramatizado, sino un best-seller fabricado para satisfacer para llenar ratos de ocio, y al tiempo aprender algo sobre historia antigua, que nunca viene mal. Conspiraciones palaciegas, sangrientos combates cuerpo a cuerpo, cabezas cortadas, férrea instrucción militar, grandes batallas, masacres de bárbaros, honor, sexo…y todo en un lenguaje claro y directo.

A pesar de los siglos transcurridos, poco ha cambiado el mundo desde el nacimiento y expansión del imperialismo romano. A los centuriones se les dice “Sí, señor”, los legionarios creen en su misión, sagrada, de la cual responderán ante el emperador –no olvidemos que el emperador decía ser emisario de los dioses-, y el ansia de enriquecimiento de la clase política a costa de las vidas de soldados y bárbaros, nos lleva a pensar sobre si el ser humano es así por naturaleza o es que los regímenes políticos de cualquier tipo, una vez se ven con la suficiente fortaleza, tienden a machacar a sus vecinos, bien sea en nombre de los dioses o de la democracia. Personalmente me inclino por esto último, habida cuenta del devenir de la Humanidad.

Los, hasta ahora, nueve libros que componen la saga son:

El Águila del Imperio

Roma Vincit

Las Garras del Águila

Los Lobos del Águila

El Águila abandona Britania

La profecía del Águila

El Águila del desierto

Centurión

Gladiador

Scarrow, de profesión historiador, aprovecha sus conocimientos académicos para exprimir aún más la veta literaria que ha encontrado y se pone manos a la obra con las vicisitudes de Napoleón y Wellington en otra saga histórica que comienza con el capítulo Sangre Joven, así que quien no haya tenido bastante con las aventuras del legionario Cato, ahí tiene más material para seguir pasando el rato con el estilo plano y poco pretencioso de este prolífico escritor. 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: